Las cuatro entrevistas personales para trabajar en Google

Para acceder a los procesos de selección hay que analizar los puestos que se ofertan en la web Google Careers y enviar los documentos solicitados.


En caso de que el perfil les encaje, la primera criba se efectúa mediante una llamada telefónica en inglés.

Si el candidato supera esa prueba, pasa a la siguiente fase integrada por cuatro entrevistas personales. Cada una de ellas será conducida por un empleado de Google, normalmente el responsable del departamento del puesto ofertado, el jefe de ese empleado, alguna persona con una posición similar y otra de un departamento distinto.

En cada una de estas pruebas, que las realizan empleados de diferentes nacionalidades y género, se mide una habilidad concreta:

- Googleyness: se analiza la capacidad del candidato para encajar en la cultura corporativa de la compañía. Se mide su predisposición para el trabajo en equipo o para el aprendizaje autónomo, entre otras.

- General cognitive ability: consiste en una serie de preguntas sobre posibles retos y vulnerabilidades relacionados con el mundo de los negocios para analizar la capacidad de razonar e hilar argumentos lógicos del candidato.

- Liderazgo: se centra en analizar su capacidad de movilizar al resto del equipo. Se le pregunta por situaciones concretas en las que lideró la gestión de una crisis corporativa o gestionó un equipo para resolver un problema concreto.

- Conocimiento técnico del trabajo a desempeñar: en palabras del director de recursos humanos de Google España, Javier Martín, esta cuarta entrevista es la que menos cuenta a la hora de seleccionar a un candidato.

También se puede acceder a las ofertas para la realización de prácticas en las diferentes sedes internacionales en esta web.

Conseguir una entrevista para trabajar en Google es para muchos un auténtico logro, ya que los requisitos para ser empleado en esta gran empresa son muy amplios y exigentes. Antes de asistir a la entrevista presencial, deberás pasar una entrevista telefónica, la cual suele ser una entrevista en inglés.

Si superas esta prueba, pasarás a la siguiente fase formada por cuatro entrevistas personales, cada una de las cuales estará conducida por un empleado de Google: el responsable del departamento del puesto que has solicitado, el jefe de ese trabajador, el responsable de recursos humanos y un empleado de un puesto similar.

En cada una de estas pruebas se medirá una habilidad concreta: predisposición para el trabajo en equipo o aprendizaje autónomo, retos y vulnerabilidades, liderazgo y conocimiento técnico del trabajo que se debe desempeñar.


Si quieres saber más sobre cómo preparar una entrevista para trabajar en Google, sigue leyendo para conocer todas las claves y algunas recomendaciones útiles.

Aunque el test para trabajar en Google es de lo más curioso y original, recuerda que cada entrevista es un mundo y, por tanto, podrían hacerte preguntas más ajustadas al puesto de trabajo que optas. En la última entrevista valorarán tus conocimientos de la compañía y de sus productos y deberás responder a una de las preguntas más difícil: ¿Qué puedes aportar tú a la empresa?